viernes, 27 de marzo de 2009

TENEMOS UN GOBIERNO SONADO, POR DESGRACIA

La última sesión de control al Gobierno celebrada en el Congreso ha demostrado cómo está el estado de salud de un Gobierno en lo que llevamos de legislatura. Por desgracia, su estado de salud dista mucho de ser considerado como óptimo para hacer frente a la crisis económica que padecemos. Tenemos un Gobierno que está completamente sonado y sin ningún respaldo parlamentario, que le pueda echar un cable y pueda gobernar de manara mínimamente decente.

En efecto, el pasado miércoles a Zapatero le llovieron críticas no sólo del Partido Popular, como principal partido de la oposición, sino de todos los grupos parlamentarios, incluido sus antiguos socios. En aquel día, se pudo comprobar que Zapatero está sonado y que no es capaz de lanzar un contraataque como es debido. Sólo fue capaz de agarrarse al manido recurso de la guerra de Iraq y sacó torpemente el recurso del conflicto de Perejil, del que hablaré más adelante, y eso, para intentar justificar una decisión, es inútil por una sencilla razón: ya no dan más de sí. Aznar y sus Gobiernos son historia con sus virtudes y sus defectos, pero ya pasó mucho tiempo desde que dejara el poder. Algo parecido le pasó al mismo Aznar a mediados de la segunda legislatura cuando se agarró a los Gobiernos de González para defenderse. Creo que nuestros políticos son muy dados a agarrarse al "y tú más" para defender sus decisiones, cuando lo que se debería hacer es justificar si son acertadas o no, y si no está bien tomada, se rectifica. El que otros lo hayan hecho mal no es justificación para que el que está ahora repita los mismos errores o se escude en el pasado para no rectificar. Esa mentalidad que describe muy bien el dicho de "entre todos la matamos y ella solita se murió", puede dejar nuestro país hecho unos zorros. ¿Es tan difícil hacer lo correcto?

En cuanto al conflicto de Perejil, nuestro Presidente del Gobierno, el actual, hizo el otro día un ridículo espantoso, al menos para los que tenemos algo de memoria, porque salir criticando la gestión del aquel conflicto, en la que, por fortuna, no fue a más, es un completo desatino, y más cuando él apoyó al Gobierno de entonces. Para su desgracia, el Diario de Sesiones del Congreso, le delata, así él textualmente afirmó(página 17358 del Diario de Sesiones de la Comisión de Asuntos Exteriores y Defensa de 17 de julio de 2002) :

"Muchas gracias, señora presidenta.

En primer lugar, quiero saludar a la señora ministra por esta su primera comparencia ante el Parlamento y, por supuesto, al señor ministro de Defensa; a ambos por la información que nos han proporcionado con rapidez esta mañana aquí, después de los acontecimientos de las últimas horas.

Creo que estamos ante un asunto de gran trascendencia, por eso he querido formular esta intervención en nombre del Grupo Socialista. Es conocida cuál ha sido nuestra posición. Desde el primer momento hemos expresado que la actuación de Marruecos era inaceptable cuando procedió a la ocupación, con síntomas de soberanía, de la isla Perejil. Suponía la alteración de un statu quo y lógicamente el Gobierno tenía la responsabilidad de trabajar por que ese statu quo volviera a su sitio.

Hemos expresado desde el primer instante el apoyo al Gobierno en ese objetivo, estimulando lo que nos parece esencial: que el diálogo y la diplomacia tengan preferencia ante cualquier otro tipo de situación. Ayer por la tarde aprobamos en el Parlamento una resolución de todos los grupos parlamentarios dando apoyo al Gobierno, creo que depositando en el Gobierno un margen de confianza intenso. Esta mañana a las ocho he recibido, por parte del vicepresidente primero, la información de que su Gobierno había decidido el desalojo de la isla Perejil. El Gobierno ha querido que sea así esa información. Me alegro de que la acción haya tenido un resultado satisfactorio y, por tanto, desde esa perspectiva también quiero transmitir mi felicitación a las unidades que han actuado.

Creo que estamos, como decía, ante un asunto de gran trascendencia. Estamos ante un asunto de Estado que exige una política de Estado. Una política de Estado supone, en mi opinión, compartir información. Una política de Estado supone conocer la dimensión en el ámbito de la política exterior, conocer la dimensión en el ámbito de la política de defensa y conocer la dimensión en el ámbito de la política de la inteligencia nacional. Corresponde al Gobierno saber administrar el grado de información. En sus manos, por tanto, está el actuar con ese sentido de Estado que las circunstancias requieren y que desde luego desde aquí pido al Gobierno. Para nosotros, para el Partido Socialista, la relación con Marruecos es una cuestión básica para los intereses nacionales, no sólo para España sino que también lo es para Europa y para el mundo occidental. Por tanto, el objetivo básico ha de ser el restablecimiento de una relación de normalidad con Marruecos. El camino principal ha de ser el esfuerzo diplomático, bilateral y multilateral, con el objetivo de restablecer el statu quo inicial, que es lo que Marruecos ha vulnerado. En ese terreno, el Gobierno va a tener el apoyo ya expresado y hoy reiterado, la comprensión y la solidaridad, pero creo legítimamente que puedo decir que eso exige información.

Para terminar, diré que este es un buen momento para hacer alguna reflexión que transmita serenidad, a tenor de las cosas que hemos oído aquí esta mañana; serenidad y calma. Estamos ante un incidente de importancia, pero toda la Cámara debe transmitir una idea de serenidad. Todos nos sentimos orgullosos de ser españoles, pero seguramente los españoles se van a sentir más orgullosos viendo a su Gobierno y a todas sus fuerzas políticas ser plenamente responsables en este momento de importancia. El Partido Socialista está dispuesto a ser plenamente responsable, plenamente solidario para conseguir ese objetivo: restablecer una situación de normalidad, vulnerada por Marruecos, y que el camino pueda ser el diálogo diplomático, el reencuentro en la relación, y eso tenemos que hacerlo posible entre todos."

Suficientemente esclarecedor, ¿no creen? Así que, cuando replicó a Rajoy, se le olvidó que él apoyó al Gobierno de España de entonces y, por lo tanto, quedó en evidencia.

7 comentarios:

TELLAGORRI dijo...

La Política es un arte noble pero los políticos son sucios y ruínes. Por lo que dedicarse en España y hoy a esa actividad resulta un baldón en la biografía de una persona digna y competente.

El Berto dijo...

Todo gobierno para justificarse y compararse mira a anterior, todavía en la segunda legislatura de Aznar, era recurrente la corrupción del PSOE, eventualmente los GAL, etc… al fin y al cabo la guerra de Iraq y el Prestige, fueron importantes impulsos para el PSOE.

La gente normal no lee los diarios de sesiones (solo quedan los segundos del telediario), pero su memoria si recuerda los conflictos básicos, por lo que para movilizar a los afines, el recurso de Iraq desde un punto de vista práctico no está mal planteado.

Tampoco hay que frotarse las manos en exceso, porque aunque el Gobierno este en minoría, difícilmente la alternativa esperada por muchos, el PP obtendría una mayoría absoluta, ello quiere decir que tendría que gobernar con un PNV que se marcha del poder dando ayudas a los familiares de los presos de ETA y una CIU que acentúa su nacionalismo para aglutinar a los desencantados de ERC.

Además ahora lo que más les preocupa es que les jodan el pluriempleo que tienen al menos un tercio de nuestras señorías, esas mismas que van al congreso de pascuas a ramos y que nos ofrecen las idílicas imágenes del hemiciclo vacio.

Mª Ángeles dijo...

El estado de salud del Gobierno está en fase terminal.
Sólo con ver la cara de ZP nos imaginamos que piense la que le está cayendo encima, pero sólo saben echar culpas a los demás de todas sus desgracias.
Ya nos queda menos
Saludos

Anónimo dijo...

Sonado o Tronado ?

Jose A. Jimenez dijo...

Por suerte para nosotros creo que este enfermo agoniza.
Por desgracia no tenemos una oposicion que lo remate.
En fin ni unos ni otros
Saludos

Alberto Esteban dijo...

Más claro, el agua.

Saludos

José Enrique Carrero-Blanco Martínez-Hombre dijo...

#tellagorri# Si a la persona digna y competente le permite la actual casta política meterse en su redil.

#El Berto# Es verdad que la gente no lee los diarios de sesiones, pero para eso escribo este tipo de artículos. Y los recursos a ciertos conflictos, podría resultar antes, pero ahora, eso no influye en absoluto en la gente.

Por otra parte, a nadie se le escapa que es imposible que el PP obtenga mayoría absoluta en las siguientes generales, pero si se repite la primera legislatura de Aznar, se podría sacar al país adelante.

#Mª Angeles# Pero, a priori, quedan 3 años, y es mucho tiempo.

#anónimo# El uno no excluye a lo otro.

#tocayo# no sé si es buena o mala suerte, porque a este pelma le quedan tres años para seguir agonizando.

#Alberto Esteban# Exacto.