viernes, 19 de febrero de 2010

LA HIPOCRESIA DE LOS REVIENTA ACTOS

Si ayer criticaba tanto a los imitadores de los camisas pardas y de los bolcheviques, por su comportamiento, como a Aznar por su exhibición del dedo corazón, hoy me voy a centrar en los motivos que esgrimieron para sabotear un acto (véase artículo Sabotaje del acto de Aznar en Oviedo). Su objetivo era recriminarle a Aznar que es un terrorista, criminal de guerra, etc., porque ellos son defensores de los derechos humanos. Pero eso es lo que nos quieren hacer creer. En realidad, los derechos humanos les importa sólo lo justo para justificar sus acciones antidemocráticas y su pretensión de imponer su "democracia" en la que sólo tengan derecho a opinar los de su misma cuerda. Esto que afirmo se acredita con un mínimo análisis de coherencia.

Para empezar, los demócratas de verdad, como dije el día anterior, no boicotean actos de partidos legales. Un demócrata de verdad tiene que guiarse siempre a través del debido respeto hacia los demás y hacia sus opiniones, porque el respeto es fundamental en una democracia, por eso el art. 27.2 de la Constitución establece como objetivo "el respeto a los principios democráticos de convivencia y a los derechos y libertades fundamentales". Si no tenemos presente esto, estaremos condenados a repetir los mismos errores del pasado.

Por otra parte, resulta un sarcasmo su indignación por la guerra de Iraq cuando de su boca no ha salido ni un solo sonido que se pareciera a una vulgar palabra con respecto a otras guerras ilegales, como, por ejemplo, la guerra de Kosovo. Esa en la que la orden de intervenir la dio Solana como Secretario General de la OTAN, que la dio porque el Consejo de Seguridad de la ONU no iba a aprobar ninguna resolución por el veto de Rusia, aliado de Serbia. Por lo que si piden juzgar a Aznar por apoyar a Bush, que antes lo pidan con respecto a Solana. Ni qué decir sobre la impunidad de González con respecto al terrorismo de Estado cometido por su Gobierno, ¿Acaso alguien piensa que desconocía lo que hacían su Ministro de Interior y su Secretario de Estado para la Seguridad? ¿Por qué no piden estos justicieros lo mismo? Porque, en su sectarismo, los crímenes cometidos por personas próximas ideológicamente están justificados.

No digamos la mayor incoherencia de todas como es apelar a los niños iraquíes. Algo plausible porque los niños son siempre los que pagan los platos rotos de las guerras decididas por los adultos. Si están de acuerdo en que hay que proteger la infancia porque son tremendamente vulnerables, deberían estar en contra del aborto, ya que es el feto humano el más vulnerable de nuestra especie, pero me da la sensación de que no va a ser así. Es más creo que todos los que gritaban contra Aznar están a favor del aborto libre.

Con respecto a esto, ¿cómo salen al paso de esta disparidad de criterios? Pues obviando el siguiente silogismo, bastante redundante, por cierto:

Todos los que tienen código genético humano son seres humanos;
Los fetos humanos tienen código genético humano;
Ergo, los fetos humanos son seres humanos.

Algo que parece obvio que es que los fetos sean seres humanos porque así lo establece su código genético (otra cosa es la condición jurídica de persona recogida en el Código civil, que, como cualquier texto legal, puede ser modificado), es negado por la progresía oficial. Acuérdense de lo que Bibiana Aido dijo sobre que los fetos son seres vivos pero no seres humanos. Pues repitiendo una y otra vez este tipo de falacias pretenden despojar a los fetos de su condición humana para justificar su libre aniquilación.

De esta maner, se hizo a lo largo de la Historia para cometer los más atroces crímenes contra la humanidad, desde la esclavitud por el que los amos consideraban a sus esclavos como animales u objetos de su propiedad posibilitando su eliminación, hasta los nazis que empezaron con la práctica de la eugenesia en enfermos de raza alemana y del aborto en familias que no eran dignas de perpetuar la raza, y con la negación de la condición humana a miembros de razas no arias, facilitando posteriormente su exterminio. A lo mejor no les gustará que haya utilizado el ejemplo de los nazis, pero el esquema es idéntico.

Dicho todo esto, me supongo que si algún aludido decidiera responder, optará por utilizar el ataque, como sacar las contradicciones del PP, de la Iglesia o de quien sea, o incluso llegando a los ataques personales, pero cometerá un error porque con ello no conseguirá más que quedar en evidencia y demostrar todo lo que he dicho es cierto.

5 comentarios:

Caballero ZP dijo...

Estoy de acuerdo en todo lo que dices, excepto en que yo apoyo y justifico el gesto de Aznar, gesto que hizo a la salida de la Universidad y no durante el acto donde tantos motivos le dieron.
En definitiva ya tenemos a todo el mundo y periodistas criticando a Aznar, pero ni una sola condena al comportamiento delictivo de los que dicen proteger los derechos humanos.
Saludos

Javier Pol dijo...

En este mundo en general y en este país en particular existe la manía de demonizar siempre al contrario; si hablamos del Estatut, hay quién dice que se debe hacer un boicot a todo producto catalán, olvidando a las buenas gentes que allí reciben; si hablamos de fútbol, ni te cuento; y si es de política esto se multiplica por diez. Como un día le leí a Pedro J. el mayor error de Aznar fue la guerra de Irak y ahora aún continua en ese error, no ya disculpandose sino no admitiéndolo. Pero que los "modelnos" demócratas revienta actos, se dediquen sistematicamente a fastidiar al personal es algo que no se puede aguantar. Es más siempre he sostenido que cuando más aprendes es de las opiniones contrarias a las tuyas, siempre puedes sacar puntos de vista diferentes a los tuyos; pero claro eso se conoce como EDUCACIÓN y por desgracia eso una "especie" en vías de extinción en esta sociedad tan democrática que es la española, sobretodo en las Universidades.

José Enrique Carrero-Blanco Martínez-Hombre dijo...

#Caballero ZP# Como ya dije, un ex presidente del Gobierno debe dar ejemplo en todo momento, pero además, justo por el efecto que ha causado y que como bien comentas, es desafortunado. Gracias a ese gesto inoportuno se habla más de ese dedo que del propio sabotaje.

#javi pol# como bien dices, y como ya dije hace tiempo, es enriquecedor hablar con alguien que tenga un punto de vista contrario. El no darse cuenta de eso, es un claro ejemplo de que a los españoles nos falta mucha madurez democrática.

Miguel dijo...

No me parece que la actitud de un verdadero demócrata sea desacreditar de antemano posibles objecciones a algo que dice y que dista bastante de ser verdad objetiva como haces en tu último párrafo, despues de todo en el centro de la democracia están el acuerdo, el compromiso y el respeto, como bien dices, a OPINIONES enfrentadas. Parecen esos objetivos muy dificiles de alcanzar cuando alguien se cree con la verdad absoluta.
Estoy de acuerdo en que la palabra, sobre todo cuando hay quienes están dispuestos a escucharla, no se debe negar nunca,por eso introducirse en un acto unicamente para reventarlo me parece algo cuanto menos infantil y que realmente se desacredita por si solo.
Termina ahí mi correspondencia con tu opinión. Desvaler una opinión tan generalizada como la oposición a la guerra de Irak por omisión de otros conflictos que a ti te puedan parecer similares no parece rebatir absolutamente nada, de hecho es curiosamente similar a la retórica politica, donde se deja de discutir constructivamente el hecho en si para unicamente lanzarse piedras. Lo mismo con la extrañisima relación creada entre la guerra y el aborto. Dejame ver si lo he entendido, quieres decir que como estoy a favor del aborto, no puedo estar en contra de la guerra ya que si, en tu opinion apoyo la "muerte" de unos, por qué no la de otros?? Significa eso entonces que tampoco puedo estar en contra del castigo corporal, la pederastia, los malos tratos,la torura, la pena de muerte...etc. No me dejas muchas opciones cuando solo puedo atenerme a tus propias premisas subjetivas.
El resto de la argumentación parece algo demagógica. Hay un enorme porcentaje de la población a favor del aborto, para ti tan solo son herederos del nacismo?? No parece eso respetar otras opiniones.
En fin, por último decir que me parece muy triste que en una universidad haya tan poca educación y que lo unico que alientan los gritos de "fascista" asi como los de "rojos" que también se escucharon, es el rencor ese que nos viene tan de lejos y que ni en el siglo XXI somos capaces de erradicar. Asi está la escena politica española.

Espero que no te molesten mis comentarios Jose Enrique, están hechos unicamente a favor de la discursión positiva.
Un abrazo

José Enrique Carrero-Blanco Martínez-Hombre dijo...

Vamos a lo que discrepamos:

No estoy diciendo que no se pueda estar en contra de las guerras si no estás en contra del aborto, lo que estoy diciendo es que me parece demagógico e hipócrita que como gran argumento contra la guerra de Iraq sea la muerte de niños inocentes. Lo utilizan para hacerlo más reprobable. Y de ahí saco la comparación con el aborto, que no es otra cosa que la eliminación de una vida humana, como así lo dice la ciencia y así lo ha recogido el Tribunal Constitucional en su Sentencia 53/1985.

Pero si quieres para comprobar la hipocresía de los revienta actos, podemos remitirnos a otros conflictos bélicos en los que, como siempre, mueren niños inocentes, como ocurrió en Kosovo, en Afganistán, en Iraq en la primera Guerra del Golfo... Y no digamos las matanzas de civiles causadas por los aliados en la II Guerra Mundial, en la que los bombardeos masivos en Alemania constituirían conforme a nuestro Código Penal vigente un delito tipificado en su art. 610. Con esto quiero decir que la utilización de los niños de ciertas guerras es hipócrita e interesada.

Miguel, por cierto, no me molesta discutir ningún tema, es más me gusta porque debatir con alguien que no piensa igual es realmente estimulante.